Valores homogéneos: Reglas de transmisión

Fiscal

Valores homogéneos: Reglas de transmisión

Entiende la DGT que aunque los valores sean de un mismo emisor, la existencia de cotitularidad en alguno de ellos, conlleva que no puedan considerarse valores homogéneos.

Un matrimonio acogido al régimen legal de sociedad de gananciales posee, por lo tanto, la titularidad de acciones de una sociedad de forma individual y de forma conjunta. Plantean a la Administración la consideración de las acciones como valores homogéneos y a quién de los cónyuges debe atribuirse la ganancia o pérdida patrimonial derivada de su transmisión.

En relación con la valoración de las alteraciones patrimoniales procedentes de transmisiones onerosas de valores admitidos o no a negociación en alguno de los mercados regulados de valores, cuando existan valores homogéneos se considerará que los transmitidos por el contribuyente son aquéllos que adquirió en primer lugar. Cuando se trate de acciones totalmente liberadas, se considerará como antigüedad de las mismas la que corresponda a las acciones de las cuales procedan.

A los exclusivos efectos del IRPF, se consideran valores o participaciones homogéneos procedentes de un mismo emisor aquéllos que formen parte de una misma operación financiera o respondan a una unidad de propósito, incluida la obtención sistemática de financiación, sean de igual naturaleza y régimen de transmisión, y atribuyan a sus titulares un contenido sustancialmente similar de derechos y obligaciones.

No obstante, la homogeneidad de un conjunto de valores no se verá afectada por la eventual existencia de diferencias entre ellos en lo relativo a su importe unitario; fechas de puesta en circulación, de entrega material o de fijación de precios; procedimientos de colocación, incluida la existencia de tramos o bloques destinados a categorías específicas de inversores; o cualesquiera otros aspectos de naturaleza accesoria. En particular, la homogeneidad no resultará alterada por el fraccionamiento de la emisión en tramos sucesivos o por la previsión de ampliaciones (RIRPF art.8).

Cumpliéndose los requisitos anteriores, hay que tener en cuenta que un mismo contribuyente puede ser titular único de las acciones o puede compartir la titularidad con otras personas. Teniendo en cuenta que la titularidad exclusiva y la cotitularidad dan lugar a la existencia de dos realidades patrimoniales diferentes, no cabe considerar como valores homogéneos los suscritos por un mismo contribuyente como titular único o en cotitularidad con otra u otras personas.

En conclusión la DGT entiende que si existe titularidad exclusiva debe atenderse a aquellos valores en los que exista esa titularidad a los efectos de aplicar la regla prevista en la LIRPF art.37.2.

Si existe cotitularidad debe aplicarse dicha regla, de forma diferenciada, para los valores en que concurriesen dichas circunstancias.

DGT, Consulta nº V248-20 de 4 Febrero 2020. EDD 2020/536492

Fuente: ADN Fiscal

Amplíe esta información con:

Noticias
eBook Gratuíto
¿Pueden ser los «ADR» valores homogéneos?

¿Pueden ser los «ADR» valores homogéneos?

Señala la DGT que las acciones de una determinada entidad bancaria cotizadas en la Bolsa española y los «American Depositary Receipt» (ADR) de la misma entidad bancaria cotizados en dólares en la Bolsa de Nueva York no son valores homogéneos a efectos de una posible transmisión.

 

COMENTARIOS0

Desde Espacio Asesoría no disponemos de un servicio gratuito de asesoramiento, por lo que su comentario solo podrá ser respondido por otros lectores.

Si necesita una respuesta profesional, le recomendamos realice su pregunta desde el siguiente enlace, desde donde podrá establecer un contacto privado con un abogado.

DESTACADO
NEWSLETTER
LIBRO RECOMENDADO
Memento Contable Memento Contable
PUBLICACIONES MAS VISITADAS
Memento Sociedades Mercantiles 2021

Memento Sociedades Mercantiles 2021

Memento Concursal 2021

Memento Concursal 2021

Convenios Colectivos
Contenido Destacado
cerrar
DESTACADO
Valores homogéneos: Reglas de transmisión