La incapacidad judicial del empresario como causa de extinción de contratos

Laboral

La incapacidad judicial del empresario como causa de extinción de contratos

El TS, apreciando contradicción, considera que la incapacitación civil del empresario es causa de extinción de los contratos de los trabajadores aunque los hijos hayan gestionado la empresa durante la tramitación del proceso de incapacitación, sin que la continuación del negocio durante el mes y medio posterior a la incapacitación excluya la posibilidad de aplicar esta causa de extinción de los contratos.

​​​​​​​

El titular de la empresa continúa su actividad hasta el inicio del proceso para su incapacitación civil, fecha a partir de la cual el negocio es gestionado por sus hijos. El proceso de incapacitación finaliza mediante sentencia de mayo de 2013 que declara al empresario incapaz. Mes y medio después los hijos comunican la liquidación y cierre del negocio lo que comporta la extinción de los contratos laborales por la incapacidad judicial del empresario.

Entiende el Tribunal razonable que durante la tramitación del proceso de incapacitación, de 8 meses de duración, los hijos asumieran la dirección de la empresa, pues resultaba más dificultoso extinguir el contrato de trabajo aduciendo la incapacidad de hecho de quien se está pretendiendo la correspondiente declaración judicial.

En cuanto al plazo de extinción de los contratos recuerda la Sala que el ET no exige ningún plazo para que los sucesores decidan la continuación o finalización de la actividad empresarial, sino que se debe entender implícita la existencia de un plazo razonable para adoptar la decisión. La finalidad de este plazo es facilitar la liquidación y cierre del negocio, o incluso su posible transmisión, y su duración depende de las circunstancias concurrentes en cada caso, teniendo en cuenta la complejidad que puede revestir la propia liquidación. En este sentido, no parece excesivo, sino prudencial, que el proceso de decisión no llegara a mes y medio.

Por último, en relación con el pronunciamiento de la STSJ recurrida, que considera que la causa invocada, la incapacitación del empresario, requiere para su efectividad la aplicación del procedimiento del despido colectivo, se señala que la propia Ley limita la obligación de seguir estos trámites tan solo para la extinción de la personalidad jurídica del contratante sin hacer ninguna otra mención a los otros 3 supuestos del ET, como son muerte, jubilación o incapacidad del empresario.

STS Sala 4ª de 20 octubre 2016. EDJ 2016/208978

Fuente: ADN Social​


Amplíe esta información con:

Noticias
eBook Gratuíto
Cómputo del plazo de caducidad en acción por despido

Cómputo del plazo de caducidad en acción por despido

EL TS, estimando el recurso de la empresa, declara que el plazo de caducidad de 20 días para la presentación de la demanda por despido se suspende por la presentación de la papeleta de conciliación, aunque debe reanudarse una vez transcurridos 15 días hábiles desde la presentación de dicha papeleta.

 

COMENTARIOS0

Desde Espacio Asesoría no disponemos de un servicio gratuito de asesoramiento, por lo que su comentario solo podrá ser respondido por otros lectores.

Si necesita una respuesta profesional, le recomendamos realice su pregunta desde el siguiente enlace, desde donde podrá establecer un contacto privado con un abogado.

DESTACADO
NEWSLETTER
LIBRO RECOMENDADO
Memento Contable Memento Contable
PUBLICACIONES MAS VISITADAS
Memento Sociedades Mercantiles 2021

Memento Sociedades Mercantiles 2021

Memento Concursal 2021

Memento Concursal 2021

Convenios Colectivos
Contenido Destacado
cerrar
DESTACADO
La incapacidad judicial del empresario como causa de extinción de contratos