Readmisión tras despido improcedente

Laboral

Cómputo del plazo para la readmisión tras despido improcedente

El TS estima recurso de casación para la unificación de la doctrina contra sentencia que confirmaba auto auto de denegación de la ejecución por no haberse reincorporado el trabajador en el plazo no inferior a 3 días desde la recepción del escrito del empresario legalmente previsto. Considera la Sala que el plazo que debe esperar el empleador en favor del trabajador para fijar la fecha para la efectiva reincorporación es un plazo procesal y, por tanto, no se deben computar sábados, domingos ni festivos.

​​​

La empresa demandada, declarada la improcedencia del despido del trabajador, optó por su readmisión. El trabajador comunicó a la empresa que se reincorporaría después de semana santa, con lo que pasaban más de tres días desde la notificación. Presentado el trabajador para su reincorporación en la empresa, ésta le entrega carta de despido por ausencias injustificadas al trabajo.

En este recurso ha de determinarse la naturaleza civil o procesal del plazo no inferior a los tres días siguientes al de la recepción del escrito que en el supuesto de ejecución de sentencia firme de despido declarado improcedente con ejercitada opción empresarial por la readmisión debe, como mínimo, respetar el empleador en favor del trabajador para fijar a partir de entonces la fecha para la efectiva reincorporación de éste, pues de tratarse de plazo civil o sustantivo se contaría de fecha a fecha, sin descontar los días inhábiles, y de tratarse de un plazo procesal no se computarán los sábados, domingos y los festivos en la sede del órgano jurisdiccional.

Señala el TS que aunque al empresario se le concede la facultad de fijar la fecha concreta en la que el trabajador despedido improcedentemente debe reincorporarse al trabajo con la única limitación legal de que no puede fijarse con anterioridad a que hayan transcurrido tres días desde la recepción por el trabajador de la notificación empresarial, este es un plazo que ya no afecta a la oferta de readmisión, pues ésta ya está acordada;  sino que tiene como finalidad conceder un tiempo suficiente al trabajador para incorporarse al trabajo, de manera que pueda dilatar esa reincorporación durante un mínimo de tres días por razones de conveniencia o comodidad. Además, esta cuestión ya ha sido resuelta por el TS en un proceso declarativo de despido como plazo procesal, excluyéndose de su cómputo los sábados y festivos, con lo que, por razones de seguridad jurídica, es obligado a mantener la tesis expuesta.

EDJ 2016/15803 STS Sala 4ª de 19 enero 2016​​


Fuente ADN Análisis de Novedades​


Amplíe esta información con:

Noticias
Videos
Infografias
Eventos
Espacio Asesoría

La imputación de trabajador en proceso penal no es motivo de despido disciplinario

El TS, en recurso de casación para la unificación de la doctrina y revocando parcialmente sentencia del TSJ, declara que el despido del trabajador es improcedente, y no nulo ni disciplinario, al no haber acreditado la empresa la veracidad de la causa imputada –transgresión de la buena fe contractual y abuso de confianza- ni demostrar la gravedad de la conducta. Entiende, en consonancia con la sentencia de instancia, que la mera imputación de un trabajador en un procedimiento penal o el hecho de que se haya practicado por la Policía Judicial un registro en las oficinas de la empresa no es motivo de despido.

 

youtube

v_BR7SHR0N8

COMENTARIOS0

Desde Espacio Asesoría no disponemos de un servicio gratuito de asesoramiento, por lo que su comentario solo podrá ser respondido por otros lectores.

Si necesita una respuesta profesional, le recomendamos realice su pregunta desde el siguiente enlace, desde donde podrá establecer un contacto privado con un abogado.

DESTACADO
NEWSLETTER
LIBRO RECOMENDADO
Memento Contable Memento Contable
PUBLICACIONES MAS VISITADAS
Memento Sociedades Mercantiles 2021

Memento Sociedades Mercantiles 2021

Memento Concursal 2021

Memento Concursal 2021

Convenios Colectivos
Contenido Destacado
cerrar
DESTACADO
Cómputo del plazo para la readmisión tras despido improcedente