La Seguridad Social registra un superávit de más de 3.211 millones de euros

El paro de la eurozona se mantiene en el 10% en julio, mientras en España escala al 21,2%

Rubalcaba apuesta por "forzar" el primer empleo para titulados y prácticas para 100.000 universitarios en cuatro años

Laboral

La Seguridad Social registra un superávit de más de 3.211 millones de euros

Los ingresos presentan un descenso del 2,63% interanual. Los gastos siguen presentado una evolución favorable, con una tasa interanual de crecimiento del 1,50%

Las cuentas de la Seguridad Social arrojaron un saldo positivo de 3.211,39 millones de euros en los siete primeros meses de 2011, frente a 6.134,77 millones de euros obtenidos en el mismo periodo del ejercicio anterior, según los datos de ejecución reflejados en el Sistema de información contable de la Seguridad Social.

En términos del PIB, el superávit obtenido por la Seguridad Social a finales de julio representa el 0,30%.

Los gastos previstos pendientes de imputación presupuestaria alcanzarían un importe aproximado de 1.000 millones de euros, lo que implica la disminución del superávit a esta fecha.

Este saldo positivo de 3.211,39 millones de euros es la diferencia entre unos derechos reconocidos por operaciones no financieras de 71.128,66 millones de euros, que disminuyen un 2,63% y unas obligaciones reconocidas de 67.917,27 millones de euros, que crecen en un 1,50%, en relación al mismo periodo del año anterior.

En términos de caja, estas operaciones de carácter no financiero se concretan en una recaudación líquida de 68.247,66 millones de euros, con una disminución porcentual del 0,99% respecto al ejercicio anterior, mientras que los pagos presentan un aumento del 1,53% alcanzando los 67.474,67 millones de euros.

Del volumen total de derechos reconocidos, el 91,25% corresponde a las Entidades gestoras y servicios comunes de la Seguridad Social y el 8,75% restante a las Mutuas de Accidentes de Trabajo y Enfermedades Profesionales. En cuanto a las obligaciones, el 93,69% ha sido reconocido por las Entidades gestoras y el 6,31% por las mutuas.

Ingresos no financieros

Las cotizaciones sociales han ascendido a 61.045,48 millones de euros, lo que representa una disminución de 1,10 puntos porcentuales respecto al mismo periodo del año anterior, que viene originada por el descenso de la cotización de desempleados en un 8,13%, puesto que la cotización de ocupados registra una ligera bajada del 0,27%.

En conjunto, la Seguridad Social prevé ingresar este ejercicio un total de 110.447,12 millones de euros en concepto de cotizaciones sociales. De esta forma, los ingresos por cotizaciones representan, a finales de julio, el 55,27% de lo previsto para todo 2011.

Las transferencias corrientes totalizaron 7.867,15 millones de euros, un 0,07% menos que las acumuladas a julio de 2010.

Los ingresos patrimoniales registran 1.429,18 millones de euros, lo que supone una disminución de 910,11 millones de euros respecto al mes de julio del año anterior. Este descenso está motivado por el distinto calendario en el abono de los intereses de la cartera de valores del Fondo de Reserva.

El descenso de los ingresos en la comparativa interanual a 31 de julio, y por tanto de los resultados, se explica en parte porque 900 millones de intereses del Fondo de Reserva se han contabilizado en agosto al coincidir en sábado su fecha de vencimiento, el 30 de julio.

Por otra parte, la disminución tanto de los gastos como de los ingresos en relación al ejercicio anterior, se encuentra condicionada por encontrase pendiente de distribución los resultados obtenidos por las Mutuas en el ejercicio 2011, mientras que en el ejercicio anterior figuran imputadas en concepto de transferencias de capital la dotación al Fondo de Reserva y al Fondo de Prevención de las Mutuas, si bien esta circunstancia no tiene incidencia en el resultado del Sistema de la Seguridad Social

Gastos no financieros

Las prestaciones económicas a familias e instituciones totalizaron 62.943,36 millones de euros, cifra que representa un 92,68% del gasto total realizado en el sistema de Seguridad Social. La mayor partida, 60.703,92 millones de euros corresponde a pensiones y prestaciones contributivas, con un crecimiento interanual del 4,03%.

Dentro de las prestaciones contributivas, a las pensiones (invalidez, jubilación, viudedad, orfandad y en favor de familiares) se destinaron 56.350,54 millones de euros, un 4,99% superior a la del año pasado. La comparación con respecto al pasado año ofrece algún dato que mejorará a final de 2011 porque las nóminas mensuales en 2010 no reflejaban la diferencia por mayor inflación. Dentro de las prestaciones contributivas, las pensiones por maternidad, paternidad y riesgo durante el embarazo se elevaron hasta los 1.335,36 millones de euros, lo que representa un crecimiento interanual del 1,30%. En Incapacidad Temporal el gasto registra 2.691,27 millones de euros, lo que significa un descenso respecto al ejercicio anterior del 11,33%.

A finales de julio las pensiones y prestaciones no contributivas presentan un decremento interanual del 1,98%, alcanzando un importe de 2.239,44 millones de euros, dedicándose a prestaciones familiares 931,63 millones de euros, un 0,86% inferior a la del año pasado.

Por lo que respecta a los gastos de gestión realizados por la Seguridad Social, los gastos de personal experimentan una bajada del 2,10% respecto al ejercicio precedente y en el mismo sentido destaca el descenso de un 6,45% en los gastos corrientes en bienes y servicios. De igual forma el gasto destinado a inversiones registra una disminución del 23,21% en relación al ejercicio anterior.

Valoración del Secretario de Estado de la Seguridad Social

En su valoración mensual de las cuentas del Sistema, Octavio Granado ha explicado que en el primer semestre del año, cuando ya se ha pagado la primera extraordinaria de la nómina de pensiones contributivas y no contributivas, "la Seguridad Social española ha vuelto a obtener superávit" y presente "una mejoría sobre las previsiones presupuestarias". "Encaramos el cuarto año de crisis económica con un superávit", ha señalado, si bien éste se reduce, entre otros factores, por "una moderada caída en las tasas de cotización de los trabajadores ocupados" y "una disminución en las cotizaciones de trabajadores desempleados, fruto de que en los últimos meses ha habido una disminución apreciable en el número de parados".

El secretario de Estado subraya que estos datos vienen a demostrar que "las políticas de estabilidad presupuestaria son políticas razonables y que no hace falta recurrir al endeudamiento para aumentar el grado de protección social. Nosotros estamos incrementando la protección social, las pensiones, el número de pensionistas y el número de familias que reciben ayudas económicas; este verano vamos a empezar a pagar ya las primeras prestaciones de familias que tienen hijos enfermos, y sin recurrir al endeudamiento, todo lo contrario, incrementando nuestros ahorros: la hucha de las pensiones, el Fondo de Reserva y el Fondo de Prevención de Riesgos Laborales, fruto de la disminución de la siniestralidad laboral".

En conclusión, todo ello confirmaría que "la Seguridad Social española sigue desacelerando todos los gastos que no tienen naturaleza de pensiones: los de funcionamiento, de personal, de bienes corrientes y sigue consolidando sus cuentas, lo cual es una garantía para los pensionistas y para los cotizantes españoles que en el futuro seguirán siendo pensionistas de la Seguridad Social".


 
COMENTARIOS0
comentarios
NEWSLETTER
EVENTOS

13

DIC

Martes 13 de Diciembre, 16:00

Problemática Contable de Arrendamientos I: Los Arrendamientos del PGC en la Práctica

evento propio
¿CONOCES ADN?
CONVENIOS COLECTIVOS

LIBRO RECOMENDADO
Memento Gestores Administrativos
La Seguridad Social registra un superávit de más de 3.211 millones de euros